Europa y la política exterior


Robert Schuman nos habla en los siguientes fragmentos de la fortaleza de una Europa unida en su política exterior. Como bien indica, esta no ha de tratarse de la yuxtaposición de los diversos intereses, sino que ha de buscar, mediante la negociación, el bien común. La clave está en ponerse en la piel del vecino y buscar lo mejor para el conjunto; y el ejemplo que cita es el franco-alemán tras la Segunda Guerra Mundial.

Tendremos que aprender a comprender el punto de vista de nuestro asociado, igual que este deberá hacer el mismo esfuerzo con respecto a nosotros.

(…)

Así, la política exterior no será ya una yuxtaposición de antagonismos que se enfrentan, sino la conciliación amistosa y preventiva de divergencias que existen, que se manifiestan y se discuten sin exacerbación.

(…)

Las experiencias que tenemos en las relaciones entre Francia y Alemania bastan para hacernos optimistas y confiados.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.